Facebookinstagram

Consejos para protegernos del sol

Durante el verano, lo que nos gustaría es de olvidarnos de las cremas solares, de la sensación pegajosa sobre la piel y de la película blanca que se forma tras aplicar una crema solar. Sin embargo es muy importante ser conscientes a la hora de tomar el sol para evitar quemaduras solares o incluso cáncer de piel. Por ello os damos algunos consejos relacionados con la protección solar.

¿Por qué es importante que nos protejamos del sol?

Además de calor y luz, el sol transmite también rayos UV dañinos, que broncean nuestra piel. Una piel bronceada sin embargo es una señal, de que nuestro cuerpo intenta protegerse ante estos rayos.

Los productos de protección solar protegen la piel durante un cierto tiempo ante los nocivos rayos UV, que pueden ocasionar las quemaduras, el envejecimiento prematuro de la piel o incluso cáncer de piel. Durante mucho tiempo se pensaba que sólo los rayos UVB eran los nocivos. Los rayos UVB de onda corta son más agresivos que los UVA de onda larga. Pero los rayos UVA penetran más en profundidad en la piel y son los responsables del 80% del envejecimiento prematuro de la piel. Las zonas más afectadas por los rayos UV son la piel y los ojos.

¿Qué factor de protección necesito?

Estos son los puntos a tener en cuenta en la elección de un Índice de Protección (IP):
• Tu piel: cada piel tiene un tiempo de autoprotección. De forma que personas con una piel muy clara pueden estar expuestas al sol 5 minutos sin quemarse, mientras que las pieles más morenas pueden estar hasta 40 minutos.
• El sol: Cuanto más cerca se encuentre el Ecuador, más intensos son los rayos UV. Por ellos es obligatorio una crema solar con un alto índice de protección.
• La hora: Durante el mediodía los rayos UV son más fuertes que por la mañana o por la tarde.
• La altitud: Los rayos UV aumenta con la altitud. Por ellos en zonas de montaña acuda siempre a un índice de protección alto.
• Las nubes: Con un cielo nublado, los rayos UV son más débiles que con el cielo azul. Sin embargo, no debes subestimar la intensidad de los rayos y el riesgo de quemadura solar, ya que los rayos UVA suelen ser siempre igual de intensos.
• Exposición al sol planeada: Si deseas quedarte al sol durante un tiempo largo, independientemente de los factores anteriores, debes aplicarte un índice de protección alto.

La delicada piel de los niños necesita una crema solar con un mínimo de IP30. Los adultos deben aplicarse una protección solar con un mínimo de IP15 a IP20.

Protección eficaz ante los rayos UV

Beber mucho
Durante los días de mucho calor, es importante beber en abundancia. Ya que con el aumento de las temperaturas, el cuerpo produce más sudor para mantener la piel fría. Por ello bebe mínimo 2-3 litros diarios y come fruta y verdura con un alto contenido en agua como las fresas, melones, sandías o pepinos.

Evitar el sol del mediodía
Durante las 11 y las 15 horas, el sol pega con más intensidad. Protégete en la sombra bajo árboles o sombrillas. Ten en cuenta que estas tampoco ofrecen una protección 100% segura ante los rayos.

Aplicarse crema, aplicarse crema, aplicarse crema
Lo repetiremos las veces que haga falta. A la que el cuerpo está expuesto al so, deber ser protegido. Esto no es sólo durante las vacaciones en la playa, sino también en el jardín o deporte al aire libre. El rostro, los hombros y la nuca están especialmente expuestos a la intensidad de los rayos. Por ellos se debe proteger tanto ante los UVB como los UVA.

Usar suficiente crema solar
El IP se determina en el laboratorio en base a una capa de crema gruesa. Por ellos es importante, que se aplique bien todas las zonas con suficiente crema. Los adultos deben usar un mínimo de 5 cucharaditas de café para el cuerpo y 1 cucharadita de café para el rostro.
Ten en cuenta: Los productos de protección solar con un alto IP tampoco garantizan una protección completa ante los rayos UV.

Renovar con regularidad
Renueve la protección solar cada 2 o 3 horas, para mantener la correcta protección a pesar del agua, sudor o arena.
Importante: El tiempo de auto protección de su piel y el IP no aumenta al aplicar más veces la crema solar.

Volver a aplicar la crema con suficiente tiempo
Con un IP20 en teoría puede estar expuesto 20 veces más que sin el uso de una protección solar. Sin embargo, tal y como lo muestra nuestro experimento en el laboratorio, para ello debe aplicar 2 mg de crema por centímetro cuadrado. Por ello le recomendamos que reste del total de tiempo que calcule, un tercio, para evitar así quemaduras solares.

Ropa como protección ante el sol
Para las pieles muy sensibles, como por ejemplo los niños pequeños, es aconsejable usar prendas de ropa como protección ante el sol. Éstas deben ser ligeras y hechas de tela especial, que también se puede usar en días de mucho calor. Regla general: Cuanto más oscuro y grueso sea el tejido, más alto será el factor de protección. Una protección en la cabeza protege además ante los golpes de calor.

Aplicar a tiempo la protección solar
Se debe proteger con un mínimo de 30 minutos antes de la exposición al sol, todas las zonas del cuerpo que no estén cubiertas. Estos es especialmente importante cuando vamos a nadar, para que la protección no se vaya con el agua.

Proteger también los ojos
Los rayos UV no sólo dañan la piel, los ojos también están afectados, en especial la retina. Por ello ponte unas gafas de sol con el símbolo CE y que cubran bien toda la zona ocular.

Evitar el sol con ciertos medicamentos
Los medicamentos como los antibióticos en combinación con el sol pueden hacer que la piel se vuelva extremadamente sensible al sol. Para evitar reacciones alérgicas, mientras tome ciertos medicamentos, debe evitar el sol.

El cuidado correcto tras la exposición al sol
Tras un día al sol, la piel necesita hidratación y un cuidado con un efecto calmante. Por ello presta especial atención en la elección de un gel alter sun, que contenga ingredientes como pantenol y áloe vera.

Cosmética natural y protección solar

Nosotros rechazamos los nanopigmentos, derivados de aceites minerales PEGs y siliconas en nuestros productos de protección solar. Las texturas de nuestros productos solares protegen de forma fiable ante los rayos UV y dejan una agradable sensación sobre la piel, sin dejar la sensación pegajosa ni una película blanca en la piel. Gracias a los extractos vegetales de cultivo biológico controlado y nuestra propia agua de manantial, nuestros protectores solares se aplican bien sobre la piel.
Sin embargo nuestros productos solares no ofrecen sólo una protección eficaz ante el sol, sino aportan una intensa hidratación a la piel tras la exposición solar.
Los microplásticos se encuentran en numerosos productos de protección solar. Los acrílicos se emplean por ejemplo en espesantes de geles o emulsiones. Sin embargo en nuestros productos no usamos ni microplásticos ni acrílicos.

¡Protección solar durante tu verano!

Nuestros productos de protección solar protegen tanto ante los rayos UVA como UVB. La línea de productos SUN CARE están indicados para niños y pieles jóvenes. Las sustancias de cuidado refuerzan las propiedades de la piel y aportan hidratación.

Importante: A menudo nos olvidamos de proteger nuestros labios de los rayos UV. Para evitar la aparición de un herpes o de zonas secas, debemos aplicar una protección adecuada para los labios y aportarle el debido cuidado.

Crema solar anti-edad

Los rayos UV son los causantes del 80% del envejecimiento cutáneo. La vitamina E que contienen los productos SUN ANTI-AGING protegen la piel ante el envejecimiento prematuro y minimiza el riesgo de cáncer de piel. Además estos productos cuidan la piel y aportan hidratación a la piel.

Hidratación tras el sol

Una quemadura solar y ligeras irritaciones causan una sensación desagradable de tirantez, rojeces y sensación de calor en la piel. La piel necesita tras una exposición al sol no sólo hidratación sino también un cuidado con efectos calmantes. Por ello en nuestro Alter Sun incorporamos ingredientes calmantes y refrescantes como pantenol, áloe vera y hamamelis.

Bronceado para el sol

Lo ideal sería poder lucia un bonito moreno antes de que llegue el verano. Para ello disponemos de un autobronceador, una alternativa natural para aportar un moreno sano y uniforme a la piel.

Facebookinstagram