La responsabilidad ecológica comienza en nuestra propia casa. Sin embargo, no acaba ni mucho menos ahí. A través de la compra de determinadas materias primas vegetales, apoyamos numerosos proyectos de comercio justo de cultivos ecológicos, así como proyectos medioambientales en todo el mundo. Lo consideramos nuestra contribución a una tierra sana y a un mundo que ofrezca un futuro digno también a las generaciones futuras. La sostenibilidad no es una palabra hueca, sino inseparable de nuestra filosofía de empresa.

El proyecto aceite de rosal Prinsepia Utilis en Nepal

Uno de los muchos proyectos socio-ecológicos que apoyamos desde ANNEMARIE BÖRLIND es el proyecto de las mujeres campesinas en Humla en Nepal, donde los rosales Prinsepia Utilis crecen a casi 4000m de altura. Desde el año 2012 trabajamos conjuntamente con la cónsul alemana en Nepal, que fomenta y apoya numerosos proyectos para las mujeres. Con el apoyo de este proyecto ayudamos a que mujeres, ya que en Nepal como mujer joven es muy difícil acceder a una educación. “Deseo que mi hija reciba una buena educación cuando sea mayor”, dice una de las campesinas. Con la venta del aceite del rosal Prinsepia Utilis podemos apoyar económicamente a estas mujeres.

Este aceite de rosal Prinsepia Utilis de los altiplanos de Nepal, es rico en aceites grasos omega, que apoyan la regeneración de la barrera protectora de la piel. Tradicionalmente se utilizaba para los cuidados de la piel y ahora se incorporal por primera vez en la cosmética natural.

Apoyamos este proyecto tanto económicamente así como con materiales para la elaboración del aceite. De esta forma les garantizamos a las campesinas un ingreso justo y seguro.

Nepali: ढटेलो (Ḍhaṭēlō)