Pasos de belleza

Cuidados diarios para cada tipo de piel

Se trate de una piel sensible o necesitada de regeneración, falta de hidratación, con impurezas o mixta – las líneas de cuidados ofrecen unos productos coordinados óptimamente para los pasos de belleza: limpiar, tonificar, protección durante el día, cuidado durante la noche, así como cuidado para el contorno de ojos. El cuidado sistemático asegura una eficacia adicional.

Descubra nuestras líneas de cuidado desarrolladas especialmente para su tipo de piel siguiendo los pasos de belleza:

1. LIMPIAR

Para cuidar la piel óptimamente y conservarla de forma sana y bella, se debe limpiar el rostro dos veces al día, por la mañana y por la noche, de forma profunda pero delicada. Sólo así, los productos de cuidado tienen la posibilidad de desplegar toda su eficacia.

2. TONIFICAR

Este paso prepara la piel para los posteriores cuidados y refuerza su eficacia. Los productos hidratantes creados especialmente según el tipo de piel tienen un efecto antibacteriano, calmantes, astringentes o regeneradores.

3. PROTECCIÓN DURANTE EL DÍA

Los cuidados de día creados especialmente según las necesidades de cada tipo de piel, protegen la piel ante las influencias negativas y previenen el envejecimiento prematuro de la piel.

4. CUIDADO DURANTE LA NOCHE

Durante la noche el metabolismo de la piel está trabajando sin cesar. Las cremas de noche apoyan la regeneración nocturna de la piel y le aportan sustancias activas de forma intensiva.

5. CONTORNO DE OJOS

La piel al rededor de los ojos es especialmente sensible y bastante más fina que el resto de las zonas del rostro. El cuidado del contorno de ojos cumple con las exigencias y completa así los pasos de cuidado facial sistemático.

Para complementar los cuidados diarios existen los productos complementarios, con un efecto intensivo y desarrollados según las necesidades de cada tipo de piel.